domingo, abril 15, 2007

ESCRIBIR Y DESCRIBIR

Ernesto Rivas Gallont

Superando el temor de sonar un tanto pomposo, decidí poner en blanco y negro algunas ideas de un escritor aficionado, como soy yo, sobre la agradable tarea de escribir y su función principal de describir.


Hablando el otro día con una amiga, fiel lectora de este blog, le preguntaba si ella escribía de cuando en cuando. Me respondió que solamente en cartas a sus hijos. Es fácil hacerlo, le dije y de allí que se me ocurrió esta columna.

Superando el temor de sonar un tanto pomposo, decidí poner en blanco y negro algunas ideas de un escritor aficionado, como soy yo, sobre la agradable tarea de escribir y su función principal de describir.

Escribir y describir es una cuestión de estilo y si para unas personas resulta sacrílego extenderse en una descripción, para otros es imprescindible una minuciosa, lenta y densa extensión a la hora de describir. Sin embargo, para un columnista de prensa, cuyo espacio es limitado, el desafío es incorporar en ese espacio todos los elementos necesarios para que su artículo sea inteligible y, a la vez ameno.

Tan importante o más que la acción (lo que pasa), es el ambiente, el marco general, donde ocurren los hechos. Muchas veces, si el autor no describiera los lugares donde van a desarrollarse los hechos, no entenderíamos por qué ocurren determinadas cosas. Por eso, es importantísimo saber crear un ambiente, ya que toda historia y todos los personajes que aparecen en ella, están siempre situados dentro de un marco, de un ambiente. El escritor que sabe crear un ambiente, consigue que el lector "entre" dentro de la historia, como si de un personaje más se tratara.

Para lograr una buena descripción ambiental, es preciso acostumbrarse a seguir unos pasos, ordenar la descripción, es decir a partir del plano general, describir primero el plano general, e ir explicando los planos siguientes hasta llegar al plano medio o primer plano.

En muchas ocasiones, cuando tenemos que explicar, oralmente o por escrito qué ha ocurrido en un determinado momento, nos encontramos con una serie de dificultades. Resulta más complicado de lo que a simple vista parece, relatar los hechos ocurridos de una manera ordenada, sin olvidar lo importante y evitando, por otra parte, las repeticiones inútiles. Todos sabemos lo difícil que puede resultar contar los hechos principales de una película, por ejemplo, o de un libro que hemos leído.

Por esto, en la descripción de los hechos, debemos tener en cuenta los siguientes aspectos: 1.- Seleccionar lo que realmente es importante de lo que no lo es. 2.- Ordenar la descripción en el tiempo y en el espacio. 3.- Evitar las repeticiones, salvo si nos interesa resaltar algún hecho en especial: en este caso las repeticiones tienen una finalidad concreta, llamar la atención del lector.

Para relatar un hecho debemos intentar ser objetivos, es decir, describir los hechos sin tomar parte en ellos, desde fuera, sin dar opiniones personales; utilizar un lenguaje adecuado, determinado, con el vocabulario propio del ambiente , objeto, personaje etc... que se quiere describir; citar nombres de personas, lugares y cosas concretas porque los hechos que se relaten han de ser verosímiles.

También hay que dividir los hechos en varias partes, sintetizando al comienzo de cada parte, que resume el hecho concreto y, finalmente, mantener el interés del lector formulando preguntas y retrasando las respuestas.

El escritor recurre a descripciones de personas, objetos, lugares etc..., para que la historia que pretende explicar sea mucho más comprensible. No debemos olvidar que la descripción debe formar parte de la narración y no tiene sentido fuera de ella.

En una película, por ejemplo, no es necesario que alguien explique por medio de palabras, cómo son los lugares, personas u objetos que aparecen. La cámara se encarga de filmar todo ello, y, nosotros lo vemos plasmado en imágenes. ¿Te imaginas una película sin decorados, sin paisaje? Seguramente sería muy difícil comprenderla.

Del mismo modo, el autor, al narrar una historia, debe actuar como la cámara, y describir, por medio de las palabras, todo aquello que interese al lector para lograr comprender mejor la historia.

¿Qué significado tiene la descripción en un relato? Describir es hacer ver. No es explicar.

A primera vista: Narración: trata de notables cambios en personajes, situaciones o circunstancias. Descripción: trata de cosas que no cambian o que cambian muy poco. Una descripción puede estar exenta de elementos narrativos, pero una narración ha de describir.
La temporalidad en una narración es más intensa que en una descripción.

Son varias las condiciones que debe reunir una buena descripción: Evitar las descripciones catálogo; aprender a mirar, es decir, observar atentamente lo que se va a describir, fijándonos en todas sus características.

Cuando empieza uno a escribir, es necesario recordar que se debe actuar como una cámara y recoger los detalles. Sólo así se puede lograr producir el efecto que el autor espera en el lector.

Todos podemos escribir; basta sentarse frente a una hoja en blanco y darle rienda suelta a nuestra imaginación. Recordemos aquello que de “médico, poeta y loco, todos tenemos un poco”.

San Salvador, 15 de abril, 2007


Hasta mañana si Dios quiere.

4 comentarios:

Raul Armando Interiano dijo...

Don Neto:

El libro es siempre mejor que la película, porque el libro no tiene límites dimensionales: puede entrar cuan en detalle quiera, acerca de cualquier aspecto, especialmente en el ámbito de los pensamientos y sentimientos, que la película difícilmente puede representar.

Y su lectura no tiene límite de tiempo.

El Código Da Vinci es el mejor ejemplo que puedo dar, de la inhabilidad de una película de poder captar todos los matices del libro.

Saludos,

Raúl Armando Interiano

Julio dijo...

Gracias hermano por tu excelente narracion de lo aparentemente facil que resulta escribir un articulo o un libro. Sin embargo lo que yo mas admiro en ti, aparte de lo amena que resulta tu lectura es la profundidad de tus relatos siempre apoyados por concretas referencias de tantos otros autores, filosofos, cientificos, etc. para lo cual se necesita no solamente de saber escribir, sino de haber sido un asiduo lector e investigador amen de saber como ubicar las referencias a las que que se hace alusion.
Este fin de semana por fin pude ponerme al dia con tus blogs de la semana anterior en casa de Enrique, quien junto a Danielle les mandan un fuerte abrazo.
Saludos cordiales para Armando y Leslie, queridos sobrinos, y admirados guitarristas clasicos a quienes recordamos con gran aprecio.

Juan J. dijo...

Me gusto tu columna sobre como y porque esribir. Cuando estaba en la escuela de periodismo en la U de Missouri, uno de mis profesores hizo la pregunta "what's news?" Luego mostro una corta pelicula de un espectacular choque automovilistico; apago la camara, encendio la luz de la sala e inmediatamente nos hizo escribir en un papel lo primero que diriamos si nos preguntan que es lo que acabamos de ver. La respuesta a eso, eso es News. Ademas, como dicen : Dog bites man is not news; man bites dog is news.

Juan J.

Raul Armando Interiano dijo...

Calurosos saludos, don Julio, a usted y a toda su familia.

Dentro de poco van a llegar Leslie y la prole a ver a mi suegro, y me cercioraré que los lleguen a visitar, para que conozcan la nueva generación. No hay guitarristas, pero sí hay pianistas.

Armando