martes, septiembre 12, 2006

Hola, muy buenos días.

Un Weblog o un blog es un diario personal. Una tribuna de orador. Un espacio de colaboración. Un estrado político. Una fuente de noticias impactantes. Una colección de vínculos. Un medio para expresar sus opiniones personales. Comunicados para todo el mundo.

Un blog puede definirse de forma sencilla, como un sitio Web donde el usuario escribe periódicamente sobre cualquier tema. Los últimos escritos se muestran en la parte superior para que las personas que visitan el sitio sepan cuál es la información más reciente. Una vez leída esta información, pueden comentarla, enlazar con ella o escribir un mensaje al autor, aunque también pueden optar por no hacer nada de esto.

Desde el lanzamiento de Blogger , hace prácticamente cinco años, los blogs han transformado Internet, han influido en la política, han revolucionado el periodismo y han permitido a millones de personas expresar sus opiniones y ponerse en contacto entre sí.

Un blog, NO es un chat room, es algo mucho más allá; mas completo, más serio, más profesional. Es un sitio de Internet interactivo, en este caso personal, que nos brindará la oortunidad de estar más cerca, unos de otros.
Esto es precisamente lo que he hecho, he creado, pues, mi propio Blog, desde que el domingo pasado, 10 de septiembre, deje de publicar mi columna semanal en La Prensa Gráfica, donde estuve presente durante cinco años como columnista y, varios años antes, como colaborador del diario.

Desde hoy, ustedes, mis queridos amigos y amigas, podrán entrar a mi Blog desde su computadora, yendo a http://netorivas.blogspot.com/ y a partir de hoy, comenzar a familiarizarse con esta novedosa y útil modalidad de comunicación.

En mi Blog, publicaré, semanalmente los domingos, mi columna personal que he dejado de escribir para La Prensa Gráfica. Comienzo este día, incluyendo la columna que había preparado para la edición del domingo 10 de septiembre, como para que comencemos a conversar, ustedes y yo.
Espero sus visitas y comentarios tan frecuentes como se les antojen, con la seguridad que leeré todos ellos con gran interés.

ÉTICA, LA GRAN AUSENTE
Ernesto Rivas Gallont

Lamentablemente, en nuestro medio, la trayectoria ética de un individuo, nunca es cuestionada, ni mucho menos tomada en cuenta, para escoger candidatos a ningún cargo público. Debería serlo.

En cualquier parte del mundo, sobre todo en los países prósperos, la ética es un factor fundamental, cuidadosamente escudriñado por los votantes, en toda persona que aspire a un cargo por elección popular. También lo es en todos los otros sectores de la vida pública (como también debe ser en la vida privada) al escoger a funcionarios para que asuman cualquier cargo público.

Lamentablemente, en nuestro medio, la trayectoria ética de un individuo, nunca es escrutada, ni mucho menos tomada en cuenta, para escoger candidatos a ningún cargo público. Debería serlo.

Aquí, escogemos a nuestros futuros dirigentes basados en ciertos “requisitos indispensables”, como son: apoyo de sectores poderosos, carisma, habilidad para comunicarse, popularidad, fortuna personal o conexiones con quienes la tienen, compromisos políticos, que luego lo obligan a cumplir, y un puñado de otros, mayormente irrelevantes.

La política abarca una gran variedad de actividades, desde elecciones gubernamentales y nombramientos a cargos públicos hasta divulgación de principios ideológicos. Para cada una de estas acciones, existen consideraciones y consecuencias éticas. Ninguna disciplina debería ser más visible, que la ética política y ello convendría que fuese un tema prioritario en la política partidista.

En El Salvador, contamos desde hace poco de un código de ética para funcionarios públicos. Un poco antes, el presidente había aprobado el código de ética para funcionarios y empleados del Ejecutivo. Sin embargo, todavía hacen falta los mecanismos apropiados para su aplicación efectiva.

Los ciudadanos deberíamos valernos de un “índice de integridad” para los funcionarios públicos y aquellos que aspiran a serlo. El índice mediría la fuerza relativa de las leyes que promueven y vigilan la integridad de los servidores públicos y su aplicación. Esto nos ofrecería una idea clara hasta donde el Estado está protegido contra posibles actividades corruptas o reñidas con los principios éticos fundamentales.

Estos principios son: Transparencia en el quehacer y comportamiento día a día del funcionario. Entre más transparente sea la gestión, mayores probabilidades hay que él o ella se conduzca con integridad física y moral. Responsabilidad en la gestión. El ciudadano debe asegurarse que sus funcionarios respondan por su mandato. Límites para poner alto a, o minimizar las actividades que socaven la independencia de los funcionarios, tales como contribuciones políticas, regalos, honorarios fuera del cargo. La probabilidad de comportamiento anti ético, aumenta con el tamaño de las contribuciones y otras dádivas.

Es muy triste reconocer, que en nuestro ambiente ética política son términos contradictorios (un oxímoron). La política es generalmente considerada como una profesión poco confiable. Esta es una percepción bastante generalizada manifiesta en muchos aforismos.

¿Por qué en nuestro ambiente no nos preocupamos de la conducta ética de nuestros políticos? Creo que la razón es simplemente, porque la conducta general de nuestro pueblo, poco o nada tiene que ver con una conducta ética y, de allí que no le pongamos atención alguna a esa característica tan importante.

Para enfatizar sobre el tema, podemos citar un ejemplo, que, aunque no sea de nuestro país no deja revolver la bilis para los que no alcanzamos a comprender la política nicaragüense, que resalta, como un cáncer: la ausencia de ética en la política. Me refiero al caso de un ex presidente de Nicaragua que, a pesar de haber sido condenado en primera instancia por una masiva y flagrante corrupción pecuniaria –sentencia actualmente bajo apelación- mantiene, en una alianza hecha en el infierno, control sobre dos órganos del Estado.

Y, aunque pareciera que me aparto del tema central, quiero referirme a la falta de ética profesional que también prevalece en nuestra sociedad. El otro día, vi en televisión un anuncio de un producto farmacéutico que prometía mayor potencia varonil y entre los componentes del fármaco citaba, “polvo de testículos y de próstata”. Si me lo cuentan, no lo creo. ¿A donde están en esto la ética y el Consejo Superior de Salud Pública? También habla muy claro de la ingenuidad de nuestro pueblo.

Pero ya que estamos sobre el tema del sector privado, las violaciones a la ética empresarial, no solamente en El Salvador, sino que a nivel global, las señala de manera asombrosa, un documento reciente, publicado por Naciones Unidas, bajo el sugestivo título de:”Crimen Organizado y Globalización Financiera”. El documento es íntegramente relevante, y solamente quiero citar un pequeño párrafo de su contenido de 10 páginas.

“Para prosperar, al igual que las empresas legales, los sindicatos criminales necesitan amigos en posiciones encumbradas. En el nuevo ambiente financiero mundial, poderosos grupos clandestinos de presión política conectados al crimen organizado cultivan amistad con destacadas figuras políticas y altos funcionarios de gobierno”.

Si alguno de mis lectores tiene interés en el texto completo del documento, con todo gusto se lo envío.

Al referirme a la conducta ética de los funcionarios públicos y candidatos a serlo, creo que el concepto abarca no solamente sus actividades, y por qué deben de ser responsables por sus actos, sino que también, como resultado, el funcionario ético es más efectivo en su gestión, característica que robustece el concepto de comportamiento ético en su más amplia definición, como el conjunto de normas morales que rigen la conducta humana.

Publicado en mi Blog, Septiembre 12, 2006


11 comentarios:

Negro Rivera dijo...

QUE BIEN NETO, ESTAREMOS EMBLOGADOS CON USTED, DESDE LO MAS DENTRO DE NUESTROS SENTIMIENTOS; FELICIDADES!!!!

Hermann W. Bruch dijo...

Neto:
Muy bueno tu artículo. Supongo que no quisieron publicarlo y por ello te has tenido que retirar. Si es así, ya estás en el club de los "aguafiestas" que no somos bien vistos en las altas esferas del poder.
ESTOY INTERESADO EN SABER MÁS DEL DOCUMENTO DE NACIONES UNIDAS. TE AGRADECERÉ ME LO MANDES.
Hermann

Raul Armando Interiano dijo...

Don Ernesto,

Usted se pregunta, por que no demandamos mas de nuestros politicos, desde el punto de vista etico.

Dejeme postularle que la etica es secundaria cuando se lucha por ganarse la vida. Como en El Salvador no estamos creando riqueza, sino agarrando lo que podemos de lo poco que hay, a como de lugar, la gente lo justifica, porque todos estan tratando de hacer lo mismo.

"Ese tipo se compuso", dicen, con una sonrisa sardónica, precisamente porque el que lo puntualiza haria lo mismo. A un ex-ministro que yo conozco le decían, "No seas baboso. Hueveá, porque de todos modos van a decir que hueveaste".

El Salvador no ofrece suficientes oportunidades para suficiente gente, a juzgar por la cantidad enorme de compatriotas que se van del pais en busca de mejor vida, arriesgando mal trato y vejámenes. Una amiga mia se fue a España, y la trataron de la patada, por ser extranjera y latina.

Asi que la gente entiende al que se quiere componer, sea politico, militar, traficante de drogas, desfalcador....

La compostura ante todo.

Aristides Ortiz dijo...

Don Neto, quiero hacer dos comentarios, uno es que lamento mucho que sus publicaciones no vayan a estar al alcance de todos, ya que es necesario que hayan personas valientes como usted para decir las cosas tal y como son, quizas sus artículos no fueron del agrado de personas que creen que este es un feudo y se sienten amenazados cuando alguien escribe con objetividad. Mi segundo comentario es para felicitarlo por crear este espacio y hacer uso de los medios que la tecnología nos ofrece, lo felicito¡¡¡.
espero sequir deleitandome con sus articulos.

Anónimo dijo...

¡¡Albricias por usted y por nosotros, don Neto. Es inmensa la alegría que nos causa enterarnos de su retiro de ese tabloide matutino. Ninguno de los tres tabloides matutinos merecen el honor de contar entre sus articulistas a las personas dignas como lo es usted. Mi familia compraba ese periódico los días sábados y domingo. El sábado para leer la también magnífica columna de don Francisco Andrés Escobar y el domingo, para la suya. Una media docena de golondrinas en este país jamás harán verano; y, en esa media docena, además de usted, están el Sr. Badía Serra, el Sr. Salazar Candel, el Sr. José María Tojeira, el Sr. Hermann Bruch y la Sra. Norma Guevara de Ramirios; todos, asiduos colaboradores del único y digno vespertino de El Salvador. Ojalá usted pudiese integrarse a la plana de colaboradores de nuestro Co-Latino; porque las ratas seudo intelectuales colaboradoras de los tres medios al principio mencionados más que asquerosas son ponsoñozas. En fin, usted las conoce mejor que yo. Por tanto, no deseo ensuciar su "blog" mencionándoles por sus nauseabundos nombres.
He leído con detenimiento su último artículo por medio de mi correo electrónico. Me imagino que los señores propietarios del periódico hubiésense negado a publicarlo; tal cual se negaron con Juan José Dalton cuando éste atacó con la clara verdad a las élites ladronas y desgobernantes de nuestra pequeña y ahora acobardada patria. Reitérole las muestras de mi más profunda admiración para usted; pues como escritor, no tiene nada que envidiarle al guatemalteco Gómez Carrillo ni al salvadoreño Arturo Ambrogi.

Jorge Eduardo López Alvarenga dijo...

Don Ernesto, como siempre un saludo fraterno desde esta su casa en tierra vienesa.
Yo siempre he creído que los que simpatizan con algún partido político tendrían que ser los más críticos y los que más deberían exigir por haber dado el voto de confianza a X ó Y partido para que gobierne. Pero se tiene todavía la mentalidad de que si se critica se es "rojo", "comunista", "amigo de schafick" y otras barbaridades igual o más ridículas.
Como siempre don Ernesto, mis felicitaciones y respetos

Jorge López

Jorge Eduardo López Alvarenga dijo...

En Austria se tiene un presidente de la república, pero hay un regimen administrativo que lo compone un canciller y un vice canciller, que se rige por una coalición, en este caso es entre el FPÖ (partido liberal,de extrema derecha) y el ÖVP (demócratas). En la pasada coalición de estos mismos partidos la ex-vicecanciller se gastó la cantidad
de €600,000 (euros) en carteras, vestidos, más carteras, joyas, carteras, restaurantes de lujo, pefumes, etc...y carteras. La situación es que el mismo partido, el FPÖ la ha demandado por abuso y defalco a la cuenta del partido, ni siquiera el gobierno, sino que el partido....casi como que ARENA o el FMLN le pasara la cuenta a sus brillantes diputados y miembros del gabinete.
¿Llegaremos en El Salvador a tener algo así algún día??

Julio Rivas Gallont dijo...

Neto,
Los ejemplares recientes de La Prensa Gráfica como todos hemos visto, incluyen aportaciones de 800 ó mas palabras. Para mencionar algunos, Rafaél Castellanos, Joaquin Samayoa, Jorge Ramos, David Escobar Galindo. Por tanto concuerdo totalmente con quienes opinan que te han cerrado el espacio por escribir de una forma tan honesta y directa, sin tapujos de ninguna clase, y eso es lo que los tres tabloides matutinos, como bien dice la persona cuyo nombre desconocemos, no pueden aceptar.
Pero nuevamente te felicito por la felíz idea del blogger que nos permitirá seguir disfrutando de tu pensamiento y amenidad.
Con todo cariño,
tu hermano.

Anónimo dijo...

La etica y la politica parecen, querido Ernesto que en este pais vivieran reñidas.
Serà un gusto seguir nutriendonos de esos comentarios tan acertados, atravès de este novedoso medio que algunos todavia visitamos a gatas.

Exitos


Maria del Carmen de Nuila Landau

Anónimo dijo...

Ernesto, me parece extraño ver el periodico los dias domingo y no encontrar su columna, no he podido terminar de leer su blog, pero me parece que ud. tendra mucha mas libertad de escribir, lo felicito y animo a seguir adelante con tan acertados comentarios ..


Daniel Estrada

Anónimo dijo...

Lei su columna y me parece muy acertado en estos momentos hablar de etica dentro del sector publico que tanta falta hace, ya que nuestros dirigentes carecen de los mas minimo de que ser etico. Yo trabajo con la adminstracion publica y soy de los que predico con el ejmplo en lo etico ya qe fue un valor fundamental que mis padres me inculcaron y son con los que camino todos los dias. Adelante con su interes de ponerle el dedo en la llaga, algo se lograra.